Judiciales y Policiales
Delito recurrente

Comandante Andresito: molestia por el crecimiento del abigeato y la falta de medidas de la Justicia

Los afectados de toda la provincia organizan una movilización para expresar el descontento general.

Vuelve a detectarse un crecimiento del delito de abigeato en los distintos puntos rurales de la provincia, por lo que productores ganaderos se movilizarán exigiendo medidas más fuertes por parte de la Justicia.

“Vamos a hacer una manifestación en Comandante Andresito, con los productores, comerciantes, población en general, porque todos están hartos de estas cosas” expresó Víctor Chamula, productor e integrante de la Asociación Ganadera de Comandante Andresito.

Los ganaderos señalan que estos delitos significan enormes pérdidas económicas, y se suman a las complicaciones que tienen para mantenerse a flote en medio del complejo contexto inflacionario que enfrenta el país.

En diálogo con Primera Edición, Víctor Chamula, productor e integrante de la Asociación Ganadera de Comandante Andresito comentó que “el problema del abigeato había calmado bastante en la zona, prácticamente desapareció en los últimos dos o tres meses, hasta que en estos últimos días empezaron a aparecer las órdenes para liberar a los presos. Y a partir de ahí volvieron los delitos rurales”.

“Se comieron la carne más cara del mundo”

En esa línea, relató una compleja situación que atravesaron la semana pasada por el robo en una propiedad familiar y posterior faena de un “animal vacuno, hembra, raza Brangus, colorado, de aproximadamente 350 kilos, vaquilla élite adquirida en un reciente remate en Gobernador Virasoro, utilizado en la extracción y congelamiento de embriones para trasplante embrionario y valuado en un millón de pesos, aproximadamente”, según consta en la denuncia policial que realizaron.

“El problema gravísimo que tenemos, específicamente con la faena de esta vaquillona, es que el equipo profesional de la Asociación Ganadera (de Andresito), veterinarios, agrónomos, la comisión directiva, venimos trabajando hace años por el mejoramiento genético de toda la ganadería haciendo inseminaciones, entre otras cosas. Para ello, se montó un laboratorio en el predio de la institución encabezado por el doctor Javier Hamann”, contó.

A lo que sumó que “los profesionales se juntaron para empezar a trabajar con transferencia embrionaria, para eso se necesita la fábrica de embriones que son las vaquillas que se compraron. La que faenaron ahora la pagamos un millón setecientos cincuenta mil pesos para extraerle los embriones, y los tipos vinieron la faenaron y se comieron la carne más cara del mundo”.

“Pagamos el IVA y estamos debiendo la vaquilla. O sea que ahora cada vez que vamos a pagar la cuota de la vaquilla es como llamar a los chorros para seguir regalándoles nuestra plata”, recalcó.

Por esto, consideró que “destruyeron dos cosas principalmente; con la fábrica de embriones afectaron un proyecto, y lo peor es que también destruyeron la moral, el entusiasmo, la dedicación, y la inversión que están haciendo los profesionales jóvenes para apostar al mejoramiento y crecimiento”.

En esa línea, cuestionó el avance de “la delincuencia y los jueces corruptos que sueltan a los delincuentes trayendo todos estos resultados negativos para la sociedad. La Justicia no para a la delincuencia”.

Por su parte, Sergio Delapierre, integrante de la mesa chica de los Productores Autoconvocados, indicó que “siempre están las fuerzas policiales que tratan de combatir el delito, agarran a los delincuentes, pero después el juez -a veces- dice que no tiene elementos porque el delito se cometió en un lugar solitario sin testigos, entonces en general se libera rápidamente al que cometió ese daño”.

Remarcó que “la Cámara de Representantes debería preocuparse en modificar las leyes y los códigos procesales de la provincia. Para esto hay propuestas que ya se presentaron, con el objetivo de darle más fuerza a los castigos que merecen los delincuentes y se defienda mejor los intereses de los productores”.

Lectores: 17

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: